+54 (261) 4242490 / 4241442 [email protected]

Las entidades kinésicas de Mendoza presentaron un nuevo proyecto de reforma de la Ley 5.040 en la Cámara de Diputados.

El Colegio de Kinesiólogos y Fisioterapeutas de Mendoza y el Círculo de Kinesiólogos de la provincia presentaron en la Cámara de Diputados un nuevo proyecto para reformar y actualizar la Ley 5.040. Esta propuesta se hizo efectiva a través del diputado Daniel Rueda (PJ).

Recordemos que, en el año 2017, también se solicitó la modificación de esta ley por medio de los senadores Daniela García y Eduardo Giner (UCR). Ese proyecto ha avanzado en comisiones, pero hasta el momento no ha sido aprobado.

Es por esto, que este martes 22 de octubre, representantes de ambas instituciones kinésicas estuvieron reunidos con los legisladores de la Comisión de Salud de Diputados para comenzar con el análisis del proyecto de ley.

“Lo que queremos con esta nueva presentación en Diputados es acelerar la reforma y actualización del régimen de ejercicio de la actividad profesional de los Kinesiólogos, Fisioterapeutas, Terapistas Físicos, Licenciados en Kinesiología y Kinesiólogos Fisiatras”, indicaron desde las entidades profesionales.

“Nuestro mayor impulso es actualizar las incumbencias y adecuarlo al accionar kinésico actual”, agregaron.

Actualmente, el régimen general vigente con modificaciones es el establecido por la Ley 5.040 que data del 1985; por lo que sus disposiciones, a la luz de los avances científicos en el campo de la medicina preventiva y el tratamiento y recuperación de las enfermedades, discapacidades e impedimentos motores, se han tornado insuficientes para garantizar y armonizar dos derechos constitucionales de estrecha vinculación: el derecho a la salud de los pacientes y el derecho al ejercicio reglamentado de una profesión esencialmente integrativa del arte de curar.

De igual forma, la diputada Hebe Casado (PRO), titular de la Comisión, indicó que “nuestra ley de ejercicio profesional está desactualizada y en todos estos años se han modificado mucho las incumbencias que tienen los kinesiólogos y la participación que tienen estos profesionales en los sistemas de salud”.

“Por ello es importante modificar la ley, incluyendo todas las especialidades que tienen actualmente”, expresó Casado.

Según el diputado Rueda, “desde que la norma señalada fuera aprobada, las nuevas técnicas kinesiológicas y fisioterapéuticas han quedado fuera de su alcance, impidiendo incluso el acceso a nuevas tecnologías en razón de no contemplarse en aquella las prácticas que introduce la nueva aparatología”.

En ese marco, “puede inferirse fácilmente que tanto profesionales como pacientes han quedado en inferioridad de condiciones respecto a los de otras provincias, que cuentan con un régimen moderno. En lo cotidiano, casi la totalidad de los protocolos de salud cuentan con la intervención profesional de Kinesiólogos, Fisioterapeutas, Terapistas Físicos, Licenciados en Kinesiología y Kinesiólogos Fisiatras, con fundamento en la necesidad médica de la atención integral de los problemas de salud pública y privada”, subrayó.

Las licenciadas Liliana Marín, Andrea Melendi, Verónica Roatta, Mariángeles Conti, Romina Payán y Miryam Dorado.

Finalmente, los integrantes del Colegio y Círculo de Kinesiólogos de la provincia se mostraron muy esperanzados con la reunión de hoy y con la posibilidad fehaciente de concretar la modificación de la Ley 5.040.

“Desde la nueva comisión directiva del Colegio de Kinesiólogos promulgamos una gestión transparente, abierta y participativa. Por eso queremos mantener informada a la comunidad kinésica sobre todos los avances del tratamiento del proyecto de ley que tengamos, ya sea en la Cámara de Diputados como en Senadores”, manifestó Liliana Marín, presidenta de la institución.

Del encuentro participaron las licenciadas Liliana Marín y Miryam Dorado, presidenta y secretaria del Colegio de Kinesiólogos, respectivamente; licenciadas Verónica Roatta y Andrea Melendi, presidenta y vicepresidenta del Círculo de Kinesiólogos, respectivamente; y las licenciadas Romina Payán y Mariángeles Conti.